Un modelo de gobierno es una estructura organizativa aplicada a un proyecto, con el objetivo de ordenar las relaciones entre el cliente y los proveedores y ayudar a lograr las metas propuestas.

Como si de una empresa en sí misma se tratara, un modelo de gobierno es una fórmula que permite ordenar las relaciones entre los distintos agentes que participan en el proyecto, fijando roles y responsabilidades, así como mecanismos para la toma de decisiones y discusión de requerimientos y resultados de los diferentes entregables.